Los casos de sarampión se disparan en todo el mundo - Farmacia Romero -Tu Farmacia en Gorliz-
17155
post-template-default,single,single-post,postid-17155,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_popup_menu_push_text_right,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.5,vc_responsive

Los casos de sarampión se disparan en todo el mundo

Los casos de sarampión se disparan en todo el mundo

Las fuertes fotos de una recién nacida con sarampión ingresada en el hospital compartidos en las redes sociales son uno de los últimos capítulos de la polémica que el movimiento antivacunas ha causado. Unicef ha registrado más de 110000 casos de sarampión, un 300% más que otros años.

Sarampión, mucho más que una erupción cutánea

Jilly Moss una madre de Estados Unidos ha compartido por Facebook fotos de su hija contagiada por un niño mayor que ella, ya que la pequeña no había podido ser vacunada por ser demasiado pequeña. En las imágenes se ve a la niña con oxígeno, conectada a una sonda para poder alimentarse y con erupciones por todo el cuerpo.

El sarampión a parte la erupción, puede causar ceguera, encefalitis y neumonía. Estas imágenes son una llamada de atención a todos los padres, especialmente a los que se niegan a vacunar a sus hijos.

Jilly Moss cuenta por las redes sociales que sin los cuidados del hospital su hija podría ver fallecido: 2 semanas con fiebre alta y dos días en estado de extrema gravedad.

El peligro del movimiento antivacunas

El movimiento antivacunas defiende la libertad de los padres de decidir sobre la salud de sus hijos, acusan a las vacunas de causar enfermedades y trastornos, basándose en teorías conspirativas y en corrientes pseudocientíficas apoyadas por algunos famosos.

Un ejemplo de las creencias de este movimiento es que: relaciona la triple vírica (vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola) con el autismo. En la práctica, esto ha supuesto un aumento de casos de enfermedades que habían desaparecido o se consideraba controladas gracias a la vacunación y que se convierten ahora en peligrosas por ser altamente contagiosas y porque ahora la población está más desprotegida frente a ellas.

La vacuna es «esencial»

Unicef calcula que 21 millones de niños no reciben cada año la primera dosis de la vacuna contra el sarampión. Esto explica por qué esta enfermedad se ha disparado en todo el mundo. En el primer trimestre de 2019, Unicef ha registrado el triple de casos que en los mimos meses del año pasado.

La ONU destaca que la vacuna es “esencial” para proteger a los niños y subraya que el temor o el escepticismo respecto a las vacunas está afectando también a países de desarrollados. Encabezando a los países desarrollados que están contra la vacuna esta Estados unidos, seguido de Francia y Reino Unido.